Cómo asegurar tu red wi-fi

Hacer tu red wi-fi más segura y mantenerla libre de intrusos es muy simple: te comentamos cómo hacerlo paso a paso
por el 09/04/2014

La red wi-fi es literalmente una puerta de acceso a nuestro ordenador, y muchas veces está abierta de par en par a cualquiera, sobre todo si al instalarlo te limitaste a aceptar todo en el disco de instalación y no revisaste la configuración. Esto significa que algún vecino podría estar usando tu conexión o un hacker revisando tus archivos... Afortunandamente con unos simples pasos puedes incrementar mucho la seguridad.

Primero de todo: Averigua la IP del router

Todo lo que vamos a hacer se realiza desde el panel de configuración del router. Para acceder a el hay que poner su dirección IP en el navegador web, para conocerla haz lo siguente:

- Presiona el botón de inicio

- Escribe "CMD"

- En la consola que se abre escribe "ipconfig"

Ahí te aparecerá información de tu red. En la sección "Adaptador LAN inalámbrica" busca donde dice "Puerta de enlace". Esa dirección, que suele tener un formato tipo: 192.168.1.x es la que debes usar.

Aclaración: Si al querer entrar al router te pide usuario y clave, puedes probar con "admin/admin" o "admin/1234". Sin embargo lo mejor es que revises el manual del router.

La puerta de enlace es el número que debes usar para acceder al router.

1- Utilizar una clave segura

El obvio primer paso es proteger tu red con una clave, aunque casi seguro ya tienes una. Sin embargo debes asegurarte que su modo de seguridad es al menos "WPA", ya que las "WEP" son muy inseguras. En tu panel de configuración debes buscar alguna sección de "Seguridad inalámbrica" donde la puedes cambiar.

Mientras más larga sea tu clave, mejor. Usa letras, números, y no la asocies a datos tuyos (nada de poner tu telefono u otros datos). En Tecnonauta tenemos una guía de cómo hacer claves y guardarlas.

Utiliza una clave tipo WPA/WPA2, que  posee mejor seguridad.

2-  Cambiar la clave de acceso al router

De poco sirve una clave Wi-Fi segura si alguien se mete en tu router y la cambia. Para esto busca alguna sección de "Ajustes" que te permita cambiar la "Clave de administrador". Pon algo seguro y que recuerdes.

3- Ocultar y cambiar el nombre de la red

El nombre de tu red es lo que se muestra cuando miras las conexiones wi-fi disponibles. Lo mejor es que le quites el nombre que debe tener por defecto. Para esto en el panel busca alguna sección de "SSID" y ponle un nombre personalizado. Otro paso opcional es ocultarla, para que tu red sea invisible al menos a los usuarios básicos. Esta opción suele estar en el mismo lugar donde cambiaste el nombre.

Un nombre SSID por defecto puede ser indicador de que no te tomaste el tiempo en mejorar la seguridad.

4- Revisar quien anda dando vueltas

No está de más que cada tanto revises si hay algún desconocido dando vueltas por tu red, cosa difícil si seguiste estas indicaciones, aunque no imposible. Para esto en el panel del router busca una opción que diga "Clientes DHCP" o similar, que te mostrará los dispositivos conectados a la red. Si algo que no sea los ordenadores de tu hogar o los móviles está conectado, deberías volver a cambiar tu clave y configuraciones.

COMENTARIOS ()
- +
responder