Fotos de Televisores

Página 1
1 | 2 | 3 | 8
Mejores fotos de Televisores
Froma 1: Utilizar ChromecastChromecast es la forma más simple de volver "smart" un televisor. Se trata de un pequeño dongle que se conecta al puerto HDMI del TV (y a la alimentación por USB) y te permite usar varias apps del móvil, como Youtube o Netflix, directamente en el televisor. Hasta se puede también compartir la pantalla del móvil y las pestañas de Chrome que tengas abiertas en tu ordenador. Todo utilizando el móvil como si fuera el mando.El truco del Chromecast es que es mucho más práctico que tener que conectar tu ordenador por HDMI al TV. No hay cables, configuraciones raras ni nada. Lo enchufas y funciona, listo. Y lo mejor es que sale 35 euros, Google lo está vendiendo casi al costo. Así que ya sabes, si quieres la música y vídeos de tu móvil en el TV, usar Youtube o sumarte a Netflix, el Chromecast es la opción ideal. Incluso puedes acceder a películas y contenido multimedia desde Google Play, aunque la oferta no es tan alta como en otros dispositivos (ejem, Apple TV).Ver oferta en El Corte Inglés a 29,99 euros
Combinación de control remoto y smart TV Sony W9
Smart TV de LG. Posee una cómoda interfaz, con acceso a las aplicaciones más comunes.
¡Sorteamos una TV de 55 pulgadas!
La pantalla enrollable de LG.
La pantalla de Panasonic es casi transparente.
Nuevo Chromecast 2015
Comparando el nuevo modelo (izquierda) con el original.
La nueva aplicación de Chromecast.
Sí, es un poco aparatoso el Nuevo Chromecast
Jugando con Mirroring.
Problemas con el Mirroring.
Nuevo Chromecast y Apple TV
La "interfaz" de Chromecast
El nuevo tvOS de Apple TV.
El pad especial para juegos de Apple TV
Forma 2: Utilizar Streamers de contenido como Apple TVHay varios Streamers de contenido que, al enchufarlos al TV, ya te dan Wi-Fi y te permiten acceder a muchas películas y series bajo demanda. Un ejemplo es el Apple TV, una pequeña caja que tras conectarla al TV te deja ver películas, series, jugar juegos, reproducir música, compartir la pantalla del iPhone y usar muchas aplicaciones A diferencia del Chromecast, aquí el sistema está más elaborado y se pueden hacer más cosas. La nueva versión tiene hasta un mando con Siri que le puedes decir lo que quieres mirar. Cuesta cerca de 80 euros, y es la mejor opción para los que usan iPhone.Pero en el mundo de los streamers de contenido hay varios competidores, no tan usados pero que vale la pena mencionarlos. Uno es el Roku, que tiene tanto un top box parecido al Apple TV y un pequeño dongle llamado "Roku Streamer Stick" que conectas al TV y da acceso a más de 2500 canales y más de 300.000 películas. Sin embargo, su ecosistema no está perfectamente adaptado a España.Ver oferta de Apple TV en Amazon a 83,86 euros
Forma 3: Dongles y centros multimediaLa opción más versatil. Con pequeños dongles o centros multimedia, que se conectan por HDMI, puedes tener todo un Android funcional en el TV. Y eso significa poder usar todas las aplicaciones y juegos, y como incluyen wi-fi te puedes conectar a internet. Lo combinas con un buen teclado inalámbrico y ya está, un Smart TV ideal.Los más baratos son los dongles, por ejemplo el MK808B Plus que por 45 euros te da Android 4.4, wifi, bluetooth y básicamente hace casi todo lo que puede hacer tu móvil, solo que en el TV. Otro muy popular es el RK3188, otro dongle pero con Android 4.2, 8 GB de memoria interna y slot para ranuras Micro SD.¡No todo es Android! Si te gusta Windows está el "Intel Compute Stick", un pequeño dongle con Windows 8.1, 32 GB de almacenamiento y bastante potente. Eso sí, cuesta sus buenos ?145, pero es un verdadero ordenador de bolsillo.Si quieres algo más potente, y con almacenamiento para poder guardar toda tu biblioteca multimedia, lo mejor son los centros multimedia. Un ejemplo es el Rikomagic MK902, una pequeña caja con Android 4.2 que ya tiene 16 GB de almacenamiento, y todo tipo de conectores como USB, lector de tarjetas, entrada de audio y más. Ver oferta del dongle RK 3188 en Amazon
Ver + (72 Fotos)
Forma 4: Utilizar un ordenador pequeñoHay algunos ordenadores muy pequeños (más pequeños que un reproductor de DVD), que perfectamente puedes usar para revitalizar un TV. Por ejemplo está el Zotak Zbox, o el MSI DC111. Estos ya son verdaderos ordenadores, con más ram, discos duros grandes y capacidad de correr Windows (o Linux, por qué no). La idea es que, si los combinas con una buena aplicación de centro multimedia como "Plex", puedes no solo ver el contenido guardado en tu mini ordenador, también lo que hay en tu ordenador principal. Esta es la opción más potente si te puedes permitir gastar entre 150 y 250 euros. Si eres lo suficientemente audaz, puedes comprar un Raspberry Pi 2, un pequeño ordenador (del tamaño de una tarjeta) que comprándolo junto a algunos accesorios puedes tener un centro multimedia por 70 euros. Es la opción más barata.Ver oferta del mini ordenador MSI DC111 en Amazon
Nuevo Chromecast: Review con novedades, precio y especificaciones. (6 Fotos)
Comparando el nuevo modelo (izquierda) con el original.
La nueva aplicación de Chromecast.
Sí, es un poco aparatoso el Nuevo Chromecast
Jugando con Mirroring.
Problemas con el Mirroring.
Nuevo Chromecast 2015
Nuevo Chromecast vs Apple TV: ¿Cuál es el mejor? (4 Fotos)
Nuevo Chromecast y Apple TV
La "interfaz" de Chromecast
El nuevo tvOS de Apple TV.
El pad especial para juegos de Apple TV
5 formas de convertir tu TV en un Smart TV (6 Fotos)
Froma 1: Utilizar ChromecastChromecast es la forma más simple de volver "smart" un televisor. Se trata de un pequeño dongle que se conecta al puerto HDMI del TV (y a la alimentación por USB) y te permite usar varias apps del móvil, como Youtube o Netflix, directamente en el televisor. Hasta se puede también compartir la pantalla del móvil y las pestañas de Chrome que tengas abiertas en tu ordenador. Todo utilizando el móvil como si fuera el mando.El truco del Chromecast es que es mucho más práctico que tener que conectar tu ordenador por HDMI al TV. No hay cables, configuraciones raras ni nada. Lo enchufas y funciona, listo. Y lo mejor es que sale 35 euros, Google lo está vendiendo casi al costo. Así que ya sabes, si quieres la música y vídeos de tu móvil en el TV, usar Youtube o sumarte a Netflix, el Chromecast es la opción ideal. Incluso puedes acceder a películas y contenido multimedia desde Google Play, aunque la oferta no es tan alta como en otros dispositivos (ejem, Apple TV).Ver oferta en El Corte Inglés a 29,99 euros
Forma 2: Utilizar Streamers de contenido como Apple TVHay varios Streamers de contenido que, al enchufarlos al TV, ya te dan Wi-Fi y te permiten acceder a muchas películas y series bajo demanda. Un ejemplo es el Apple TV, una pequeña caja que tras conectarla al TV te deja ver películas, series, jugar juegos, reproducir música, compartir la pantalla del iPhone y usar muchas aplicaciones A diferencia del Chromecast, aquí el sistema está más elaborado y se pueden hacer más cosas. La nueva versión tiene hasta un mando con Siri que le puedes decir lo que quieres mirar. Cuesta cerca de 80 euros, y es la mejor opción para los que usan iPhone.Pero en el mundo de los streamers de contenido hay varios competidores, no tan usados pero que vale la pena mencionarlos. Uno es el Roku, que tiene tanto un top box parecido al Apple TV y un pequeño dongle llamado "Roku Streamer Stick" que conectas al TV y da acceso a más de 2500 canales y más de 300.000 películas. Sin embargo, su ecosistema no está perfectamente adaptado a España.Ver oferta de Apple TV en Amazon a 83,86 euros
Forma 4: Utilizar un ordenador pequeñoHay algunos ordenadores muy pequeños (más pequeños que un reproductor de DVD), que perfectamente puedes usar para revitalizar un TV. Por ejemplo está el Zotak Zbox, o el MSI DC111. Estos ya son verdaderos ordenadores, con más ram, discos duros grandes y capacidad de correr Windows (o Linux, por qué no). La idea es que, si los combinas con una buena aplicación de centro multimedia como "Plex", puedes no solo ver el contenido guardado en tu mini ordenador, también lo que hay en tu ordenador principal. Esta es la opción más potente si te puedes permitir gastar entre 150 y 250 euros. Si eres lo suficientemente audaz, puedes comprar un Raspberry Pi 2, un pequeño ordenador (del tamaño de una tarjeta) que comprándolo junto a algunos accesorios puedes tener un centro multimedia por 70 euros. Es la opción más barata.Ver oferta del mini ordenador MSI DC111 en Amazon
Forma 3: Dongles y centros multimediaLa opción más versatil. Con pequeños dongles o centros multimedia, que se conectan por HDMI, puedes tener todo un Android funcional en el TV. Y eso significa poder usar todas las aplicaciones y juegos, y como incluyen wi-fi te puedes conectar a internet. Lo combinas con un buen teclado inalámbrico y ya está, un Smart TV ideal.Los más baratos son los dongles, por ejemplo el MK808B Plus que por 45 euros te da Android 4.4, wifi, bluetooth y básicamente hace casi todo lo que puede hacer tu móvil, solo que en el TV. Otro muy popular es el RK3188, otro dongle pero con Android 4.2, 8 GB de memoria interna y slot para ranuras Micro SD.¡No todo es Android! Si te gusta Windows está el "Intel Compute Stick", un pequeño dongle con Windows 8.1, 32 GB de almacenamiento y bastante potente. Eso sí, cuesta sus buenos ?145, pero es un verdadero ordenador de bolsillo.Si quieres algo más potente, y con almacenamiento para poder guardar toda tu biblioteca multimedia, lo mejor son los centros multimedia. Un ejemplo es el Rikomagic MK902, una pequeña caja con Android 4.2 que ya tiene 16 GB de almacenamiento, y todo tipo de conectores como USB, lector de tarjetas, entrada de audio y más. Ver oferta del dongle RK 3188 en Amazon
Ver + (6 Fotos)
¿Quieres saber más? Recuerda visitar nuestra sección especial de Smart TV en Tecnonauta para más trucos y consejos.
Apple TV: Apostando fuerte por Siri (4 Fotos)
El nuevo Apple TV
El control Siri de Apple TV.
Página 1
1 | 2 | 3 | 8