LG G4: Novedades y características

LG presentó su nuevo tope de gama: el G4. Vemos que trae de nuevo un móvil donde el cuero, la cámara y las curvas son los protagonistas.

Lo llevábamos tiempo esperando y comentando sus rumores, pero al fin el LG G4 fue presentado. ¿Una gran revolución? Difícil, pero con algunas novedades que pueden volverlo atractivo para quienes no tengan un G3. Veamos con que nos sorprende LG.

Diseño: Cuero y curvas

La batería del LG G4 es extraible.

La primer novedad viene por el lado del diseño, ya que aunque se vea muy similar al G3, casi con el mismo tamaño y peso, ahora la carcasa trasera puede encargarse en cuero de diferentes colores. Y no es una imitación plástica como en los Note, este es cuero genuino. Además ahora el móvil tiene un diseño ligeramente curvado, mucho menos claro que un G-flex, pero lo suficiente para mejorar el agarre y proteger más la pantalla ante una caída (como comentamos en nuestra nota de las pantallas curvas).

Claro que si no te gusta el cuero se puede optar por una carcasa de plástico convencional. Como pequeño detalle, el botón trasero es rectangular y no redondo como en el G3.

Cámara: Mejor calidad y nuevas funciones

La cámara pega un subidón a los 16 MP, y la apertura es de f/1.8, por lo que puede captar un 80% más de luz que el G3. Otra mejora es el nuevo estabilizador óptico de imagen OIS 2.0, que ayudará al filmar. Claro que sigue el auto-enfoque láser, rasgo distintivo del S3.

La cámara trasera tiene apertura f/1.8, con lo que capta un 80% más de luz.

Una nueva función que los que saben de fotografía agradecerán es el "Modo Experto", donde se pueden configurar manualmente todo: el balance blancos, enfoque, obturación y exposición, valores que no se podían tocar con tanto detalle en el G3. Incluso las fotos se pueden guardar en RAW, el formato crudo sin pérdida de calidad (que ocupa un montón de espacio) para luego editarlas tu mismo. En definitiva, útil para usuarios avanzados.

Para los que no son tan expertos, está el nuevo sensor de espectro de color, el cual mide los valores RGB de la luz ambiente y ajusta el balance de blancos, todo sea por tener colores más naturales.

La cámara tiene un Modo Experto para captar todo

¡A, y del lado del software hay otra novedad interesante! El modo "Quick Shot", que consiste en presionar dos veces el botón de bajar volumen para tomar una foto al instante, incluso si no estás en la aplicación o tienes el móvil bloqueado. Una muy buena idea, sobre todo práctica.

Cámara frontal: vivan las selfies

La cámara frontal mejora mucho y ahora es de 8MP. Curioso es el nuevo modo "Interval Shot", donde haces un gesto frete a la cámara y luego el móvil te toma selfies en intervalos de tiempo, dando tiempo para cambiar de pose.

Pantalla: mejores colores

La pantalla mantiene el tamaño (5.5 pulgadas) y la resolución QHD del G3 (1440 x 2560), pero ahora el panel es Quantum IPS, lo que traerá una gama de colores más precisa y amplia. Pero yendo a números más concretos, comentados por LG, el G4 tendrá una reproducción de colores un 20% más precisa, 25% más de brillo, y 50% mejor contraste. Siempre comparando con un G3, claro.

La nueva pantalla Quantum IPS es más brillante y con mejor contraste.
La nueva pantalla Quantum IPS es más brillante y con mejor contraste.

Luego está el tema de la curvatura de la pantalla, que mejora un poco la inmersión. No tanto como lo hace la del Galaxy S6 Edge, pero me gusta el camino que está tomando LG.

Especificaciones y extras

El G4 tiene todo lo esperable de una gama alta 2015. Hablamos de un Snapdragon 808 (se ve que le escaparon al 810 por el calentamiento), 3 GB de RAM, memoria de 32 GB y una batería de 3000 mAh. Puedes verlo mejor en la tabla de abajo. 

Se agradece también que mantenga la ranura Micro SD, que otros como Samsung abandonaron, y la batería extraíble.

[caracteristicas]

Software: UX 4.0, más simple

Por el lado de la capa de personalización, en esta nueva versión es algo más simple, todo con colores planos a la par de su versión de Android (Lollipop). Espero que le sirva para evitar los casuales "tirones" del LG G3. Claro que con la interfaz vienen algunas funciones nuevas, como el "Quick Shot" y el "Interval Shot" que comenté más arriba. Sacando esas dos, las demás funciones no me parece que hagan la diferencia.

La nueva interfaz UX 4.0, más simple y cercana a Lollipop.

Conclusiones: ¿Vale la pena?

En concreto, la mejora más fuerte del móvil es la cámara y en menor medida la pantalla. El diseño con cuero no me llama mucha la atención pero seguro a algunos les gustará. Si tienes un G3 no me parece que valga mucho los 650€. Lo pondría sobre el One M9, y por debajo del Galaxy S6 Edge, el cual me parece un cambio más profundo (y me enamoré de la pantalla). Una lástima que este último salga tan caro (849€). ¿Tú que opinas?.

COMENTARIOS ()
- +
responder